Tuesday, October 19, 2021


¿Quién es Rafael Ernesto Reiter Muñoz y por qué Estados Unidos lo acusa de lavado de dinero?

Rafael Ernesto Reiter Muñoz fue gerente de la Región Metropolitana del Área Prevención y Control de Pérdidas (PCP) de Pdvsa,…

By admin , in Internacionales , at October 13, 2021

Rafael Ernesto Reiter Muñoz fue gerente de la Región Metropolitana del Área Prevención y Control de Pérdidas (PCP) de Pdvsa, encargado de detectar procesos ilícitos dentro de la empresa estatal venezolana.

En junio de 2018 un juzgado español congeló sus bienes como parte de las investigaciones que adelanta la nación europea sobre el blanqueo de capitales provenientes de la estatal petrolera.

Reiter fue cercano al ex presidente de la compañía petrolera, Rafael Ramírez, y, de hecho, es tratado de “asistente” en las transcripciones del FBI en Miami, referentes al escándalo del empresario venezolano Antonini Wilson, y la maleta con los 800 mil dólares capturada en Argentina en 2007. Reiter es señalado por estar vinculado con el caso.

De acuerdo con el testimonio del empresario venezolano Franklin Durán, quien fue apresado en Miami por su participación en este caso, Reiter fue el encargado de llevar las dos maletas hasta el avión. El ex jefe de PCP tuvo un ascenso meteórico. Según el reportaje del periodista Hugo Alconada Mon en el diario La Nación de Argentina, pasó de ser guardia en discotecas y fiestas privadas, a escolta, jefe de seguridad y hombre de confianza de Rafael Ramírez. De acuerdo con el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss), figura como empleado de la empresa Consultores Grupo RT, C.A desde el 27 de enero de 2015. Su nombre también aparece en registros de una compañía en Panamá. Rafael Ernesto Reiter Muñoz es, según https://opencorporates.com, director y tesorero de la empresa Inversiones RC 58 INC, presidida por el también venezolano y oficial del Ejército, Said Aurelio Cabrera Abraham, quien de acuerdo con la Gaceta Oficial en julio de 2008 alcanzó el grado de mayor. Este militar, socio de Reiter en el Istmo, cuenta con una compañía inscrita en Houston y Caracas con el mismo nombre: Plymouth Overseas Limited.

Un medio digital publicó años atrás una nota en la cual aparecía como fuente encubierta un supuesto “patriota cooperante”, quien solicitó investigar a Reiter: “No hay nada en Pdvsa a lo que Reiter no le eche la bendición”, cita la nota para luego agregar que este ciudadano (Reiter) es el operador de toda Pdvsa y debe ser investigado por una serie de elementos que le serán entregados al Presidente de la República en las próximas horas”.

El 27 de octubre de 2017 fue detenido en España por presuntamente estar relacionado con blanqueo de capitales.

De vigilante en discotecas a millonario

Tal vez su trabajo como gerente de la Región Metropolitana del Área Prevención y Control de Pérdidas (PCP) de Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA) en el que le correspondía detectar procesos ilícitos dentro de la empresa estatal, le permitió durante mucho tiempo a Rafael Ernesto Reiter Muñoz, mantenerse fuera del ojo de la justicia. A esto también contribuyó su cercanía con el exministro de Energía y Petróleo y expresidente de la petrolera, Rafael Ramírez, de quien era uno de sus hombres de confianza.

Pero la impunidad de Reiter Muñoz llegó a su fin gracias a las investigaciones del fiscal general auxiliar interino de la División Criminal del Departamento de Justicia, John P. Cronan; el fiscal federal del Distrito Sur de Texas, Ryan K.Patrick; y del agente especial de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos (HSI) en Houston, Mark Dawson; las cuales condujeron a la presentación del caso ante la Corte del Distrito Sur de Texas-División Houston, reveló Maibort Petit en Venezuela Política.

En esta entrega hacemos referencia a un informe llegado a nuestras manos en el cual se suministran datos, tanto personales, como de los casos en los que se ha visto involucrado Reiter Muñoz.

El 12 de febrero de 2018 fue acusado, junto a Luis Carlos De León Pérez, Nervis Gerardo Villalobos Cárdenas, César David Rincón Godoy y Alejandro Isturiz-Chiesa, fue acusado por la Fiscalía del Distrito Sur de Texas ante la corte homónima, todos exfuncionarios de PDVSA, por participar en un esquema internacional de lavado de dinero mediante el cual se buscaba legitimar fondos provenientes de sobornos hechos para asegurar corruptamente contratos de Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA). Dos de los cinco acusados también están acusados de conspiración para violar la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA).

Fue arrestado en España en octubre de 2017 respondiendo a la acusación de la justicia estadounidense y, para el momento de la presentación de los cargos ante la Corte del Distrito Sur de Texas-División Houston, permanecía bajo custodia de las autoridades en espera de ser extraditado a los EE. UU.

La acusación refiere que estos exfuncionarios de PDVSA recibieron sobornos de Roberto Rincón y Abraham Shiera, proveedores de la estatal petrolera venezolana, los cuales totalizaban USD 27 millones.

La acusación sostiene que los cinco exfuncionarios recibieron sobornos de parte de Rincón y Shiera que recibieron de cuentas de estos últimos registradas en Texas, Suiza y Panamá. Como retribución a estos pagos, Reiter, De León, Villalobos, Rincón e Istúriz, les brindaron asistencia para recibir el pago por facturas pendientes de PDVSA y para obtener nuevos contratos.

Concretamente, Reiter recibió el 19 de febrero de 2013 de una compañía de Roberto Rincón USD 200.000 que fueron depositados en cuenta a nombre de un pariente de Reiter.

Después, el 21 de febrero de 2013, nuevamente desde la misma empresa de Rincón le fueron transferidos USD 250.000 a la misma cuenta del referido familiar.

Pero el nombre de Reiter Muñoz también tuvo alta resonancia en el denominado caso de la maleta de los 800 mil dólares transportada por el empresario venezolano Guido Alejandro Antonini Wilson a Argentina en 2007. Franklin Durán, quien participó en el hecho, en sus declaraciones señaló que el exjefe de seguridad de PDVSA fue el encargado de llevar las dos maletas hasta el avión.

Una nota del diario La Nación refiere que el exgerente de PCP de PDVSA experimentó un ascenso meteórico en su carrera, al haber pasado de guardia de seguridad en discotecas y fiestas a guardaespaldas de Rafael Ramírez y, de allí, a la gerencia en la petrolera venezolana. Una escalada que, al parecer, no se debió a méritos, sino a su complicidad con Rafael Ramírez.

La prensa argentina y venezolana también refirieron entre julio y septiembre de 2010 que otro funcionario de PDVSA y luego director del Banco de Desarrollo Económico y Social (Bandes), ente administrador de un fondo fiduciario que compra productos argentinos del que desaparecieron USD 83,9 millones. Supuestamente, Reiter y Méndez actuaban como espías y agentes diplomáticos paralelos que rendían cuentas a Rafael Ramírez.

El portal Open Corporates informa que en el directorio de la empresa Inversiones RC 58 INC, Rafael Reiter figura como director y tesorero. Esta compañía es propiedad Said Aurelio Cabrera Abraham, oficial del Ejército venezolano que se ha visto involucrado en varios escándalos por corrupción tanto en Venezuela como fuera de ella.

El 27 de octubre de 2017, la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil de España lo detuvo en Madrid junto a Nervis Villalobos Cárdenas, Luis Carlos de León y César Rincón Godoy, por delitos de lavado de dinero en razón de las investigaciones que en su contra se siguen en EE. UU.

En España, en junio de 2018, un juzgado congeló sus bienes como parte de las investigaciones sobre el blanqueo de capitales provenientes de PDVSA. Reiter a su llegada al país ibérico en 2015 compró una casa en una urbanización acomodada de Barcelona que durante mucho tiempo después intentó vender por 2 millones de euros. La vivienda había costado 1.150.000 euros sin hipoteca, habiéndose hecho los pagos con dos cheques bancarios entregados en el propio acto de compraventa, cuyos fondos precedían de una cuenta en Italia a nombre de la mujer de Reiter, Vanessa Yssea, quien fue también arrestada por estar acusada de participar en el supuesto saqueo de 6.000 millones de dólares cometido por exdirectivos de la petrolera.

Rafael Ernesto Reiter Muñoz compró al llegar a España una casa blanca, de formas cúbicas y pocas ventanas. Era julio de 2015 y lo hizo en una acomodada urbanización de Sant Cugat del Vallès (Barcelona), reveló EL PAÍS. La vivienda había salido a la venta por casi dos millones de euros, aunque “costó venderla y se cerró por menos”, afirman fuentes inmobiliarias de la zona. Tras una década de intrigas, operaciones secretas y negocios millonarios, el antiguo jefe de la policía interna de PDVSA —la gigantesca petrolera pública venezolana—iniciaba una nueva vida marcada por la discreción, pero sin renunciar al lujo.

Rafael Ernesto Reiter Muñoz nació el 19 de noviembre de 1978 en Caracas. Es titular de la Cédula de Identidad V-16.113.756.

Soltero para la fecha de redacción del informe, el exjefe de seguridad de PDVSA es hijo de Carlos Eduardo Reiter Colina y María Muñoz de Reiter.

Se le conocen dos direcciones, a saber, la primera, en la Calle Arturo Michelena, Edificio Talismán, Piso 1, apartamento Nº 4, Sector Los Naranjos, urbanización Las Mercedes; y la segunda, en la urbanización Los Naranjos, Edificio Los Naranjos Sol, Piso 4, apartamento Nº 4-4, Municipio Baruta.

De acuerdo al informe, para la fecha de su redacción, Reiter Ramírez no presentaba antecedentes registrados en el Sistema de Información Policial (SIPOL) del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC).

Tampoco figuraba como propietario de vehículos o motos en el Servicio Autónomo de Transporte y Tránsito Terrestre (SETRA).

En la base de datos del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) del Ministerio para el Poder Popular para el Trabajo y Seguridad Social, figura como:

Según el registro del Instituto venezolano de los Seguros Sociales, Rafael Reiter, quien en la actualidad se encuentra cesante, ingresó al sistema el 29 de julio de 2005. Su fecha de contingencia será el 29 de noviembre de 2038.

En la empresa Consultores Grupo RT C.A. se desempeñó hasta el 31 de octubre de 2017.

Acumula 581 semanas cotizadas y un total de salarios cotizados equivalentes a Bs. 2.915,53.

Su registro en el IVSS a la fecha del informe en febrero de 2011, refería que para ese momento era un trabajador activo del Ministerio del Poder Popular para la Energía y Petróleo, al que ingresó el 29 de julio de 2007, bajo el número patronal D14187387. Para ese momento acumulaba 288 semanas cotizadas y un total de salarios cotizados equivalentes a Bs. 49.545,74.

El informe indica que era empleado activo del Ministerio para el Poder Popular para la Energía y Petróleo, y ocupaba, al parecer, el cargo de Gerente de Prevención y Control de Pérdidas, Región Metropolitana, de Petróleos de Venezuela (PDVSA)

Refería el informe que Rafael Reiter figuraba como una persona sin riesgos en la base de datos del Sistema de Información Central de Riesgo (SICRI), en el que aparecía registrado sistemáticamente con Riesgo “A” (No registra riesgos para el otorgamiento de créditos o inversión).

En materia de impuestos, los archivos del Servicio Nacional Integrado de Administración Tributaria (SENIAT) revisados por la fecha que Rafael Reiter, al 15 de mayo de 2009, no registraba transacciones ni pagos al Fisco Nacional.

Su número de Registro de Información Fiscal (RIF) es V-161137568.

Al 10 de marzo de 2010, No registraba cargas familiares y figuraba como Contribuyente Ordinario. No tenía obligaciones tributarias cargadas.

La página del Consejo Nacional electoral (CNE) refiere que Rafael Reiter informa que, en la actualidad, Rafael Reiter sufraga en el Liceo Bolivariano Miguel Antonio Caro, de la parroquia Sucre, Municipio Bolivariano Libertador, Distrito Capital.

Pero a la fecha de redacción del informe en 2011 (se recogieron datos al 30 de noviembre de 2010), su derecho al voto lo ejercía en la escuela Técnica Popular Don Bosco, parroquia Leoncio Martínez, Municipio Sucre, estado Miranda.

Sobre su tendencia electoral, el informe refiere que Rafael Reiter no figuró en los registros de los procesos revocatorios de mandatos llevados a cabo en el país para la fecha de su redacción. Tampoco aparecía en las denominadas Lista Tascón y Maisanta.

Sobre sus movimientos financieros, el informe indica que, para esa fecha, Rafael Reiter mantenía la Tarjeta de Crédito No. 5257-3938-0412-1547, en el Banco de Venezuela con un límite de Bs. 5.000,00 y un Saldo Deudor de Bs. 25,00.

En Banco Banesco tenía la Cuenta Corriente signada con el Nº 0134-0369-4436-9105-1241, abierta el 7 de marzo de 2004, la cual, a la fecha del informe tenía un saldo de Bs. 4.439,94.

En el Banco Industrial de Venezuela figuraba con una Cuenta Corriente con un saldo a la fecha de Bs. 371,25.

En el Banco Mercantil tenía registrada la cuenta signada con el Nº 718901782-8, abierta el 13 de febrero de 2006, con un saldo de Bs. 4.040,80.

Blanqueando en España

La Policía española investigaba en 2020 una vivienda adquirida en Barcelona por el ex jefe de Seguridad de la empresa estatal venezolana Petróleos de Venezuela, SA (PDVSA), Rafael Ernesto Reiter, con «dinero procedente de fondos ilícitos para blanquearlo en España», según destaca la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) en un informe aportado a la causa que investiga el ‘saqueo’ a la petrolera venezolana –en el Juzgado Central de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional, del que es titular la juez María Tardón–, revelaron Teresa Gómez y M.A Ruiz Coll en OKDIARIO.

Reiter, conocido como ‘Nadal’, entró en PDVSA en el año 2005 de la mano del ex ministro de Energía de Hugo Chávez, Rafael Ramírez, que ahora se encuentra en paradero desconocido. Éste lo apadrinó. Reiter aprovechó la oportunidad y se convirtió en su hombre de confianza. Le acompañaba a todos los viajes como agente de Seguridad. El joven venezolano en aquel momento tenía tan sólo 24 años y se convirtió en el jefe de la «policía interna» – la Gerencia de Prevención y Control de Pérdidas (PCP)– de PDVSA. La petrolera es un pequeño Estado dentro del país chavista que, como tal, cuenta con su propia policía, según cuentan a OKDIARIO fuentes de la investigación.

La Policía española sospechaba que el exagente infiltrado de PDVSA había adquirido en España un chalet por un millón de euros procedente de fondos ilícitos con el objetivo de blanquear dinero. Se trata de una vivienda adquirida en julio de 2015 ubicada en la calle Blasco Ibáñez de San Cugat del Vallés (Barcelona) a nombre de Rafael Ernesto Reiter y su esposa Vanessa Carolina Yssea.

La vivienda fue adquirida por 1.150.000 euros sin hipoteca. El pago se realizó mediante dos cheques bancarios entregados en el propio acto de compraventa, uno de ellos por valor de 69.575 euros y otro por importe de 1.080.425. Según los investigadores, esos fondos procedían de una cuenta en Italia a nombre de la mujer de Reiter.

El ex jefe de Seguridad de PDVSA está incurso en un procedimiento en Estados Unidos, en el Distrito Sur de Texas, en el que existe una acusación formal contra él por los cargos de «conspiración para cometer blanqueo de dinero». En agosto de 2017, la Fiscalía estadounidense elaboró un escrito de acusación contra él junto a otros investigados como Nervis Villalobos, ex viceministro de Energía; César Rincón, antiguo gerente de la filial de compras de PDVSA; y Luis Carlos de León, ex responsable financiero de Electricidad de Caracas (otra filial de la petrolera) por formar parte de una trama que habría desviado miles de millones de dólares de la compañía pública Petróleo de Venezuela (PDVSA).

Según la Fiscalía, alrededor del año 2011 Reiter participó en una conspiración con un grupo de funcionarios, activos y antiguos de PDVSA llamado el «equipo administrativo». Estos solicitaron a varios vendedores de la petrolera sobornos a cambio de proporcionar asistencia a esos vendedores en conexión con sus negocios. Por ejemplo, aseguraban que la compañía venezolana pagara sus deudas a estos proveedores lo antes posible.

Los agentes aseguran que «Reiter y sus cómplices blanquearon las ganancias del soborno a través de una compleja serie de transacciones financieras. Los pagos de sobornos fueron enviados a distintos destinatarios que no eran los funcionarios de PDVSA indicados, sino compañías, intermediarios, familiares, amigos, acreedores y asociados personales cercanos a estos funcionarios».

Los ex trabajadores emplearon las ‘mordidas’ en la adquisición de patrimonio en el extranjero a través de una estructura societaria en paraísos fiscales. Ahora intentan perder la pista de ese patrimonio detectado en Estados Unidos y ‘lavar’ el dinero en países como España. El ex jefe de Seguridad de PDVSA está pendiente de ser extraditado al país norteamericano tras dictarse en la Audiencia Nacional su entrega.

Comments


Leave a Reply


Your email address will not be published. Required fields are marked *