Julio Cesar Villarreal Abreu, exinterventor de Multinacional de Seguros, es acusado de apropiarse de $30 millones destinados al seguro médico de Pdvsa y supuestamente huir a España

Compartir

Otro escándalo de corrupción salpica a la petrolera estatal venezolana Pdvsa y a su ex ministro de Petróleo, Tareck El Aissami, quien habría entregado 35 millones de dólares en efectivo a Julio Cesar Villarreal Abreu, ex interventor de Multinacional de Seguros, para que gestionara un seguro administrado de salud para los trabajadores de la empresa. Sin embargo, el dinero nunca llegó a su destino y se desconoce su paradero.

Una práctica cotidiana

El pago en efectivo de gastos es una modalidad que se ha vuelto habitual en Pdvsa y que forma parte del esquema de cripto corrupción por el cual habría sido destituido El Aissami en marzo de 2023. Según fuentes de la petrolera, el ex ministro le habría entregado los 35 millones de dólares a Villarreal Abreu a principios de 2023, cuando aún estaba al frente del Ministerio de Petróleo. El objetivo era garantizar el acceso a las clínicas del país de los empleados de Pdvsa, que desde hace años sufren las consecuencias de la crisis económica y social que azota a Venezuela.

Una intervención sospechosa

Villarreal Abreu no era un desconocido para El Aissami. En enero de 2020, cuando este último era ministro de Industrias y Producción Nacional, designó una Junta Interventora Especial para cuatro empresas aseguradoras: Multinacional de Seguros, Seguros Guayana, Interbank Seguros y Adriática de Seguros. La Gaceta Oficial N° 41.811, del 30 de enero de 2020, nombró como interventores a Ysmer Gómez Serrano, José Manuel Suárez Matheus, Nelson José García, Ender Montiel Montilla y Julio César Villarreal Abreu, quien asumió la presidencia de la Junta.

Durante su gestión al frente de la Junta Interventora, Villarreal Abreu fue objeto de una investigación por parte de la fiscalía por legitimación de capitales. Según fuentes de la Unidad de Inteligencia Financiera de la SuperIntendencia de Bancos, Villarreal estaría siendo investigado junto con Javier José Ojer San Miguel por operaciones sospechosas de lavado de dinero relacionadas con la empresa Corporación Q9 C.A., ubicada en El Hatillo, estado Miranda, según Cuentas Claras Digital.

Una renuncia y una desaparición

Tras la salida de El Aissami del Ministerio de Petróleo, supuestamente recluido en su residencia de Fuerte Tiuna, Villarreal Abreu abandonó sorpresivamente el cargo de presidente de la Junta Interventora. Fuentes vinculadas a Multinacional de Seguros señalan que tampoco aparecen 30 de los 35 millones de dólares en efectivo que debían destinarse al seguro administrado de salud para los trabajadores de Pdvsa. Se presume que Villarreal Abreu, quien posee la doble nacionalidad venezolana-española, estaría en Madrid. Por ello, un grupo de empleados de Pdvsa se dirigirá a las autoridades españolas para precisar el destino de los recursos.

 

Economista venezolano Jesús Casique realiza colecta para la compra de insumos y medicamentos tras sufrir ACV



COMMENTS